¿Qué usaba la gente para “chatear” antes de Whatsapp?

¿Qué usaba la gente para “chatear” antes de Whatsapp?

 

Hoy, hace unas pocas horas, se cayó Whatsapp. Sí, de nuevo.

¿Qué hice en ese momento? Pues comprar una gaseosa y mientras la bebía pensar y preguntarme ¿Es whatsapp tan importante? ¿En serio no podemos vivir sin él? ¿Qué hacía mi generación cuando todavía no existía Whatsapp?

Pues bien muchachos, después de meditar un poco y recordar esos años (que no volverán) en los que no había Whatsapp, les traigo un listado cronológico de los variados servicios que usábamos para comunicarnos antes que existiera Whatsapp, un listado que espero evoque nostalgia en los más viejos y sirva para educar para los más jóvenes, o cuando menos que les parezca divertido de leer, cuando menos hasta que vuelva el servicio (Actualización: Sí, ya volvió, pero igual pueden leerlo).

 

E-mail (mediados 90’s)

En los 90’s, cuando el chino era presidente y el internet era un recurso de pocos, la principal herramienta de comunicación digital entre estos pocos privilegiados era el e-mail. Hasta una película le dedicaron (“Tienes un e-mail”) a esta -ahora- primitiva forma de comunicación que teníamos los primeros usuarios digitales.

 

"Tienes un e-mail"

“Tienes un e-mail”

 

Lo interesante pasó cuando llegaron las “listas de interés” con las cuales, gracias a un bot, podías enviar un correo y que este sea recibido por todos los suscritos. Algo así como una proto-versión de los grupos de Whatsapp o Facebook.

 

Latinchat (finales 90’s)

Ya por comienzo de los 2000, conforme las cabinas se hacían más y más comunes, una gran cantidad de adolescentes vieron satisfechas sus necesidades de interacción digital gracias a la plataforma Latinchat y sus múltiples salas.

Y sí, habían más opciones, pero esta es definitivamente la que logró alcanzar una mayor popularidad por esos años.

 

mIRC (principios 00’s)

Claro, una vez que los “internautas” (vaya nombrecito que usábamos en esa época) se aburrieron un poco de Latinchat y las salas convencionales de chat, empezaron a migrar masivamente a una plataforma que en un principio podía no resultar del todo amigable, pero que con el tiempo llegabas a conocer y amar por sus infinitas opciones. Hablamos claramente de mIRC.

Incluso cuando la gente fue dejando mIRC para pasar a lo siguiente, muchos se mantuvieron en esta usándola como una suerte de paraíso de descarga de piratería, lo cual confirma la versatilidad de la plataforma.

 

MSN Messenger (mediados 00’s)

Ya por el 2001 y 2002 el proceso de conocer a alguien era este. Entrabas a un chat de mIRC, le hablabas a alguien (muchas veces al azar o porque te gustaba su nick) y finalmente, si congeniaban, le pedías su correo Hotmail para agregarlo a MSN Messenger.

 

Acéptalo, el tuyo se parecía bastante

Acéptalo, el tuyo se parecía bastante

 

Definitivamente MSN Messenger fue la estrella de los servicios de mensajería en la primera mitad de la década de los 00’s, esto principalmente a la cantidad de usuarios con la que contaba (sí querías hablar con alguien debías tener MSN Messenger) y al soporte de la comunidad que permitía versiones modificadas como el MSN Plus que te dejaba hacer muchas más cosas que las que el cliente oficial permitía.

El servicio dejó de funcionar en el 2013, aunque sinceramente ya por la segunda mitad de la década pasada había perdido mucho de su tráfico con la llegada de otras opciones mucho mejor adaptadas a plataformas móviles.

 

Mensajes de texto (mediados 00’s)

Hasta este momento todos los servicios que hemos mencionado requerían que tuvieras una computadora encendida para funcionar. El SMS llegó como una alternativa para aquellos que querían llevar estas conversaciones a un producto móvil.

 

Y escribíamos más rápido que con los teclados de ahora

Y escribíamos más rápido que con los teclados de ahora

 

Claro, los SMS en ese entonces eran caros, tenían limitaciones de caracteres y no tenían soporte alguno para emojis o stickers, pero era lo que teníamos y varios de nosotros seguramente los recordaremos todavía con cariño.

Y seguramente muchos de nosotros todavía recordaremos de esas épocas como escribir rápidamente usando el teclado numérico de feature phones como el Nokia 3310.

 

Hi5 (mediados 00’s)

Quisimos omitir este para nos despertar algunos traumas y recordarles los pirañitas y emos que eran, pero qué importa. Total, es obvio que ustedes, si tienen más de 25, también tuvieron una cuenta Hi5.

La experiencia de mensajería era tan mala y tan horrible, sí, pero al tener la mayoría de gente una cuenta en esta red social se hacía una forma bastante práctica para hablar con algunas personas, por lo que, mientras la red social se mantuvo en boga, muchos usaban este servicio.

Menos mal llegó Facebook a salvarnos.

 

Facebook antes de Messenger (finales 00’s)

Lo mismo que con Hi5, pero sin colores, escarcha, música y gatitos.

Hasta ahora lo usamos, pero el servicio ha cambiado tanto que haríamos mal en comparar lo que teníamos en ese entonces a lo que tenemos ahora con Messenger.

 

BlackBerry Messenger (finales 00’s)

Alrededor del 2008 y 2009, mientras un grupo bastante nutrido de usuarios que querían llamar la atención usaban sus Nextel gritando por la calle, había otro grupo que tenía acceso a la marca de moda en smartphones por esa época, BlackBerry, y usaba a su gusto el que por esas épocas era el mejor cliente de mensajería de todos, el BlackBerry Messenger.

 

Cuando todos soñábamos con tener un BlackBerry

Cuando todos soñábamos con tener un BlackBerry

 

El servicio lo tenía todo, era rápido, era eficiente y era gratuito como parte de tu plan. Lo único que no tenía era el ser multiplataforma.

Y sí señores, yo podría jurar que si BlackBerry Messenger hubiera llegado antes a Android seguramente Whatsapp no habría tenido el éxito que tiene ahora mismo.

 

Gtalk (finales 00’s)

Gtalk fue el último gran cliente de mensajería antes de Whatsapp.

A su favor tenía el poder acceder a él desde tu página de Gmail (con lo cual te saltabas bloqueos en la universidad y el trabajo) y que venía integrado de fábrica en todos los Android, teléfonos que ya por el 2010 empezaron a hacerse populares como una alternativa barata a un iPhone que casi nadie podía pagar.

Claro, Google prefirió matarlo unos años después y dejarnos con Hangouts, mientras Whatsapp se iba consolidando en plataformas móviles gracias a su llegada a Android, BlackBerry y Symbian.

 

Esperamos que hayan disfrutado este recuento que a parte de recordarnos historias incómodas de nuestra adolescencia no hace sino confirmarnos que todo en la vida es pasajero, por lo que si bien parece que Whatsapp es el amo y señor de nuestras comunicaciones, podría llegar a caer en algún momento dejando paso a lo siguiente. Eso sí, no creemos que esta renovación llegue con alguno de los servicios ya existentes, sino con uno muy diferente que seguramente revolucionará el mercado, algo que tendrá que hacer obligatoriamente para hacernos olvidar de Whatsapp.

 

Dejar una respuesta

comment-avatar

*