Apple advierte a sus empleados que las filtraciones son un tema serio

Apple advierte a sus empleados que las filtraciones son un tema serio

 

Las filtraciones en el lanzamiento de productos y servicios de tecnología se han hecho bastante comunes. Nadie hubiera imaginado que personas o medios puedan filtrar meses o años de esfuerzo de diferentes marcas como cualquier cosa, esto no sucedía hace un par de años y si pasaba no era tan frecuente.

Si bien las filtraciones nos demuestran un adelanto de lo que veremos, no dejan de arruinarnos la sorpresa y esto tarde o temprano puede ocasionar problemas a las empresas afectadas, las cuales podrían ser juzgadas por los usuarios antes de conocer el producto final y terminar perdiendo una posible venta.

Actualmente no hay ninguna marca que se salva de una filtración, pero una de la más filtradas y a la que los medios le dedican la mayor cantidad de artículos es a Apple.

La empresa de Cupertino tiene un historial con las filtraciones, siendo el más celebre el del iPhone 4 olvidado en un bar y filtrado por Gizmodo muchos meses antes de su presentación. Esta filtración terminó en una demanda de la empresa estadounidense contra el medio australiano.

 

iPhone

Todo empezó con el iPhone 4


 

La otra gran filtración que tuvimos fue a unas semanas de la presentación del iPhone X, el cual ya se había visto en maquetas desde China y que terminó por ser confirmado en un vídeo por una blogger, la cual visitaba a su papá en el Apple Park y que terminó revelando el equipo y Face ID. Esta filtración hizo que el padre de la joven, la cual era ingeniero de Apple, fuera retirado de la empresa y posteriormente denunciado por filtración de información confidencial.

Para evitar futuras filtraciones, Apple se habría puesto bastante seria, al menos según un documento interno dado a sus empleados, el cual ha sido filtrado por Bloomberg (¡qué irónico).

Según el documento, Apple le recuerda a sus empleados el compromiso de confidencialidad, así como los posibles castigados que podrían recibir si filtran información clasificada.

 

“En muchos casos, quienes filtran no tenían intención de hacerlo. Sin embargo, muchas personas que trabajan para Apple son contactados por la prensa, analistas y bloggers que se hacen amigos a través de redes sociales y profesionales como LinkedIn, Twitter y Facebook y comienzan a sonsacar información,” indica el documento. “Aunque puede resultar adulador que te contacten, es importante recordar que están jugando contigo.”

 

Para proteger su información, Apple les recuerda sus empleados sobre Global Security, departamento interno de la firma de la manzana centrado en limitar filtraciones. En esta área se encuentra personal que ha trabajado en la NSA, FBI, ejército de EEUU e incluso Servicio Secreto, por lo que da a entender que Apple es bastante consciente de los problemas que puede ocasionar que sus productos se filtren antes de tiempo.

En el comunicado también se menciona que gracias a su área de seguridad, Apple pudo detener filtraciones antes que sucedan.

 

Las inversiones de Apple han tenido un impacto enorme en la capacidad de la compañía para identificar y capturar a quienes filtran. Justo antes del evento especial de septiembre del año pasado, un empleado filtró un enlace a la versión gold de iOS 11 a la prensa, creyendo que no sería detectado. El SO filtrado contenía información de software y hardware que iba a ser anunciado pronto como el iPhone X.

En cuestión de días, este filtrador fue identificado mediante una investigación interna y fue despedido. El departamento forense digital de Global Security también ayudó a capturar a varios empleados que estaban suministrando detalles confidenciales de nuevos productos incluyendo el iPhone X, iPad Pro y AirPods a un blogger de 9to5Mac.

Los filtradores de la cadena suministro también están siendo detectados. Global Security ha trabajado mano a mano con proveedores para evitar el robo de la propiedad intelectual de Apple así como para identificar a individuos que tratan de exceder su acceso.

También han trabajado con suministradores para identificar vulnerabilidades — tanto físicas como tecnológicas — y asegurar que sus niveles de seguridad cumplan o excedan las expectativas de Apple. Estos programas han eliminado casi por completo el robo de prototipos y productos de fábricas, han capturado a filtradores y han evitado que muchos otros filtren.

 

Tim Cook también hace referencia a los peligros de filtrar información clasificada.

 

“Los filtradores no solamente pierden sus trabajos en Apple. En algunos casos, se enfrentan a la cárcel y a multas enormes por intrusión en la red y robo de secretos, ambos asuntos clasificados como crímenes federal”.

 

Apple termina el documento mencionando que durante el 2017 capturó a 29 filtradores, 12 de ellos fueron arrestados. Entre los involucrado se encontraban trabajadores de la empresa, subcontratados y colaboradores de suministros.

Con este documento es posible que más de un trabajador se la piense dos veces antes de volver a filtrar información.

Fuente: Business Insider
 

Dejar una respuesta

comment-avatar

*