[Análisis] Roku Express+, un smart TV para todos

[Análisis] Roku Express+, un smart TV para todos

 

Si bien en estas épocas ya la mayoría de familias poseen un Smart TV y con esto la opción de acceder a plataformas de video streaming como Netflix o YouTube, hay sin duda una cantidad importante de personas que posee una televisión de buena calidad, pero con deficiencias en navegación o problemas para acceder a internet.

Yo mismo poseo un televisor de hace 3 años cuyo único inconveniente es que necesita un dongle adicional para poder conectarse a internet que resulta más caro y menos práctico que otras alternativas que podría elegir para poder disfrutar mis plataformas favoritas de video, alternativas entre las que se encuentra por ejemplo el Roku Express+, producto que hoy pasaremos a reseñar para que puedan saber qué tan bien cumple su función de nuestra fuente primaria (o secundaria) de contenido para la sala de entretenimiento en casa.

 

 

Para los que nunca se hayan topado con un dispositivo como este, les contaremos que el Roku Express+ una pequeña caja de 3.5 x 8.3 x 1.7 centímetros que se conecta a una TV (o incluso a un monitor con salida HDMI) con lo cual tendremos a nuestra disposición una serie de “canales” que podremos disfrutar a través de su interfaz. Un resumen bastante corto, pero que engloba toda la idea del producto.

 

 

Y es que tampoco deberemos complicarnos tanto para poder gozar de lo que nos ofrece el Roku Express+. Lo primero que deberemos hacer es conectar el dispositivo a la TV, a través del cable HDMI o el cable AV que se incluye en la caja, conectar la fuente de alimentación, ponerle las pilas (incluidas) al mando y proceder a configurar nuestro Express+ según las indicaciones que nos de el mismo sistema.

El paso que más “problemas” le causa a las personas es el momento del registro. ¿Por qué? Pues porque al crear un cuenta Roku se te pide una tarjeta de crédito o una cuenta PayPal, lo cual algunos no tienen o simplemente no quieren dar por miedo a que se les cargue algo. Sobre este inconveniente les podemos asegurar que no se les cargará algo que no quieran (incluso tienen la opción de poner un PIN para cuando alguien quiera suscribirse o comprar algún contenido), pero si quieren olvidarse de poner algo prueben hacer el registro desde una computadora y no desde el móvil. Simple como eso.

 

 

Una vez concluido con el registro y la elección de canales que queremos se agregue a nuestro feed, ya podremos navegar en la interfaz e ir configurando nuestros canales con nuestros usuarios en el caso de ser soluciones pagadas como Netflix o Crunchyroll.

Hasta ahí ya nuestro Roku Express+ estará listo y funcionando para reproducir contenido y podremos finalmente probar qué tal es la experiencia con el dispositivo.

El manejo de la interfaz se ejecuta totalmente con el control remoto, pero el usuario tendrá la opción de descargar la app para Android o iOS con la cual tendremos casi el mismo control desde nuestros teléfonos, algo bastante práctico para poder olvidarnos del control remoto y controlar todo desde el teléfono.

 

 

Y hablando del teléfono, los que tengan un Smart TV sabrán que hay cierto contenido que el teléfono nos permite replicar en nuestro televisor con tan solo presionar un botón, algo que sucede de la misma manera usando el Express+. Claro, la única restricción es que la app de nuestro teléfono deberá tener su correspondiente “canal” en Roku. Así por ejemplo, podré estar viendo YouTube en mi iPhone y luego pasarlo a la TV a través del Roku, pero no podré hacer lo mismo con Twitch al no haber un canal correspondiente al servicio.

Y hablando de canales, es justamente este el mayor atractivo de Roku, ya que además de conocidos como YouTube, Netflix, Crunchyroll o Vimeo, hay una variedad inmensa de canales, tanto gratuitos como de paga, a los cuales podremos tener acceso desde nuestro dispositivo.

 

 

¿Qué hay de la calidad de imagen? Pues bastante bien, mucho mejor de lo que hubiera esperado, aunque debemos advertir que la máxima resolución disponible es 1080p (Full HD), así que deberías considerarlo si por ahí tienes una TV Ultra HD o 4K ,aunque estas ya tienen sus propias solucionas de streaming por lo cual tampoco es tan necesario el Roku.

Debo decir que hasta donde lo he probado me ha ido bastante bien con el Roku, no habiendo extrañado para nada la interfaz nativa de una Smart TV (las cuales suelen no ser de lo más intuitivas) o incluso mi habitual Chromecast, cuando menos para ver contenido en YouTube, Netflix y Crunchyroll, mis tres plataformas preferidas de video y en las que suelo ocupar la mayor parte de mi tiempo libre.

 

Conclusiones

 

 

Pros

  • Pequeño y casi invisible.
  • Basta con un puerto USB para alimentarlo.
  • No necesita de un dispositivo extra (teléfono) para controlarlo.
  • Gran cantidad de canales.

 

Contras

  • Menos canales disponibles para la región.
  • “Mirroring” de dispositivo restringido por canales.

 

El Roku Express+ es una solución bastante interesante para abordar el tema de darle la capacidad de streaming de video a una TV que no lo tiene nativamente, aunque su necesidad recae en el que el usuario no posea ya una solución similar que por estos tiempos ya se suele incluir en casi todos los modelos de los últimos tres años.

Aún así, donde se necesite, el Roku Express+ brillará. Esto principalmente porque a diferencia de dispositivos como el Chromecast, el Express+ no necesitará de un dispositivo adicional para controlarlo, bastando solo con el control remoto para poder acceder a todo el contenido de los canales de nuestra lista de favoritos. Y hablando de canales, hay tal cantidad que probablemente encontremos lo que estemos buscando. A menos claro que estemos buscando Twitch.

 

Dejar una respuesta

comment-avatar

*